Política

La Marcha Federal cerró con el pedido de paritarias y advertencia de un paro general

El cierre comenzó a las 17 frente a la Casa Rosada. Desocupados y trabajadores de todo el país se movilizaron contra el ajuste.

Marcha Federal
Marcha Federal

Miles y miles llegaron a la Plaza de Mayo desde distintos puntos del país, a lo largo de las cinco enormes columnas que integraron la Marcha Federal contra el desempleo, la inflación y los trarifazos. 

Marcha Federal

La histórica movilización convocada por las dos CTA y movimientos sociales, organismos de derechos humanos, pymes y cooperativas de trabajo culminó a las 17 en Plaza de Mayo. En tanto, a las 14 se realizó un acto en el Obelisco, para movilizar luego hacia el destino final.

El titular de una de las la CTA, Hugo Yasky, reclamó durante el acto de cierre la reapertura de paritarias para este año, tarifas más justas en los servicios y advirtió que hay un paro general en marcha.

“La Argentina va a cambiar porque este pueblo no se arrodilla ante el poder económico”, señaló y lanzó una crítica: “Intentaron ocultarnos, ningunearnos porque grandes medios de comunicación ni si quiera hablaron de una marcha federal, alguno decían ‘hay congestión de transito’, para ellos somos apenas una congestión de transito, pero bienvenido sea. Va a haber muchas congestiones de tránsito porque va a crecer, este pueblo no se rinde”.

Luego apuntó a aquellos para los que cuando “el pueblo sale a la calle eso constituye una amenaza para la democracia” pero que “cuando salían en la marcha de la opulencia los caceroleros”, eso “era un canto a la democracia”.

Y señaló que esa “doble vara” está presente “en el discurso oficial, que dice que el Estado no puede sostener el gasto social, los servicios culturales”, pero que “el grupo empresario al que pertenece Maurcio Macri amasó su fortuna mamando la teta del Estado, pero cuando el Estado le da una moneda a un pobre ponen el grito en el cielo”.

“Queremos sacar los palos de la rueda que metieron en nuestro salario, queremos que se reabran las paritarias, no un bono para llegar a fin de mes”, reclamó el sindicalista y acusó: “Macri agarró la ley antidespidos y la rompió en pedacitos”.

También pidió que ”la familia no elija entre comer y pagar las facturas”, por lo que pidió movilizarse y participar de las audiencias para discutir las subas en los servicios. Y advirtió: “Hoy empezó la cuenta regresiva de ese paro nacional convocado por todas las centrales para decir hasta acá llegó el ajuste”.

Antes, el titular de la otra CTA, Pablo Micheli aseguró que "vamos a estar en las calles cada vez que echen compañeros y que nos quieran meter la mano en los bolsillos". Y agregó que "ajuste gradual o ajuste violente, ese es el debate que hay hoy en el equipo económico”. A lo cual, el sindicalista advirtió: “Nosotros les decimos ‘ajuste las pelotas’, ajuste con la gente en las calles, eso es lo que van a tener".

"O cambia la política económica o acá va a haber lucha y movilización todo el tiempo, lucha con paros y movilizaciones a lo largo y ancho de todo el país" concluyó.

Además de las personas que pasaron la noche apostadas en los accesos a la zona de Puerto Madero, hubo grupos que se instalaron en la intersección de las avenidas Callao y Corrientes, y algunas agrupaciones del Frente de Organizaciones en Lucha pasaron la noche en los cinco puentes situados en la avenida Córdoba, Perón, avenida Belgrano, Estados Unidos y avenida Brasil.

Las cinco columnas que integraron la protesta comenzaron a marchar desde el miércoles y partieron desde Jujuy, Corrientes, Mendoza, Esquel y Rawson (Chubut). 

La Marcha Federal se complementó además con el paro docente y el paro de médicos bonaerenses, a los que se sumaron la Trabajadores de la Educación (UTE), la Confederación de Trabajadores de la Educación (Ctera), el Sindicato Argentino de Docentes Privados (SADOP); CIPEC, la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE) y la Federación de Obreros y Empleados Telefónicos (Foetra Buenos Aires), entre otros.

foto: Agencia Paco Urondo
foto: Agencia Paco Urondo

El sector docente realizó así su segundo paro -el primero fue la semana pasada- en reclamo de reapertura de paritarias y en defensa de los programas de la escuela pública, al tiempo que los médicos de la Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la provincia de Buenos Aires (Cicop) advirtieron en un comunicado que habrá atención únicamente en las guardias de los 80 nosocomios bonaerenses.

La huelga docente alcanzó desde el nivel inicial hasta el superior universitario, sin concurrencia a los lugares de trabajo y con movilización hacia la Plaza de Mayo.

En el plano partidario, la iniciativa convocada por la CTA de los Trabajadores y la CTA Autónoma, lideradas por Hugo Yasky y Pablo Micheli respectivamente, contó con el respaldo del titular del PJ nacional, José Luis Gioja, del titular del Partido Justicialista porteño, Víctor Santa María y del presidente Pro Témpore del Parlasur, Jorge Taiana, quienes explicaron ayer en una conferencia de prensa que se trata de una movilización “en defensa del trabajo”.

Noticias relacionadas
Noticias de “Marcha Federal”
Seguinos