Mapuches represión de Gendarmería
Mapuches represión de Gendarmería

Un violento operativo de la Gendarmería dejó heridos y detenidos de la comunidad de Cushamen, quienes estaban en sus tierras ancestrales. La propiedad está en disputa judicial con la empresa del magnate italiano Luciano Benetton.

“Hay un herido en el hospital de Esquel, de nombre Ricardo Antihual, y hay otro chico llamado Ariel que no sabemos dónde está. De la comisaría de El Maitén dicen que no llevaron a nadie, de Esquel dicen que tampoco y de El Bolsón tampoco. No sé dónde los están llevando. Tengo miedo que los desaparezcan”, dijo Isabel a La izquierda Diario. Denunció además que las fuerzas de gendarmería amedrentaron a las mujeres de la comunidad mapuche que las tienen esposadas.

Por su lado, el juez federal de Esquel, Guido Otranto, en un comunicado expreso: “el allanamiento que se está llevando a cabo en el día de la fecha en el sector ocupado por el Lof en Resistencia del Departamento Cushamen de la Estancia Leleque de la Compañía de Tierras Sud Argentino SA, fue ordenado al sólo efecto de remover y secuestrar los obstáculos materiales que se encuentren colocados sobre las vías de circulación del Viejo Expreso Patagónico La Trochita e identificar a las personas que se encuentran imputadas de la comisión del delito previsto en el art. 194 del Cód. Penal”.

Isabel Huala es madre del lonco de la comunidad de Cushamen dijo que no hay información sobre donde están los detenidos.

Según la agencia oficial Télam, fuerzas de Gendarmería liberaron las vías del ferrocarril La Trochita, cerca del puesto policial Leleque en la ruta 40, en el noroeste de Chubut, por orden del juez federal de Esquel, Guido Otranto, quien aclaró que el objetivo no fue desalojar a una comunidad mapuche en conflicto de tierras con la empresa Benetton.


El Juzgado Federal de Esquel subrayó en un comunicado que el allanamiento de esta mañana, en el que fueron detenidas tres personas, "fue ordenado al sólo efecto de remover y secuestrar los obstáculos materiales" colocados "sobre las vías de circulación del Viejo Expreso Patagónico La Trochita e identificar a las personas que se encuentran imputadas" por el delito de entorpecimiento del transporte público.


"La medida no está destinada a hacer cesar la ocupación que está realizando en el lugar desde marzo de 2015 el Lof en Resistencia del Departamento Cushamen", un conflicto con Benetton que tramita en la justicia provincial, puntualizó el Juzgado Federal.


El procedimiento ejecutado por el Escuadrón 35 de Gendarmería liberó las vías del ferrocarril turístico de trocha angosta conocido como La Trochita, obstruidas desde marzo de 2015 por pobladores de la comunidad mapuche Lof en Resistencia Cushamen.


La medida fue resuelta el 22 de diciembre último, según informó el Juzgado Federal, ante la "imposibilidad de solucionar la situación denunciada por el Viejo Expreso Patagónico La Trochita a través del mecanismo de resolución alternativa de conflictos implementado entre los meses de marzo y noviembre de 2016".

DENUNCIAN LA MEDIDA FUE TOMADA EN  PLENA FERIA JUDICIAL 

 


Durante el año pasado se intentó resolver este conflicto una "mesa" negociadora pero el gobernador de Chubut, Mario Das Neves, resolvió suspender las tratativas en la tercera reunión y proceder por la vía judicial, dijo hoy a Télam la abogada Sonia Ivanoff, defensora del lonko (máxima autoridad) del Lof (comunidad) Cushamen, Facundo Jones Huala.


Ivanoff criticó la "muy mala la decisión del juez y la metodología utilizada, teniendo en cuenta además que en este momento se está en feria judicial".

Según afirmó, "el procedimiento se lleva a cabo desde las 6.30 de la mañana, y mujeres y niños fueron rodeados en sus casas con la incertidumbre total de no saber qué estaba pasando".

La comunidad liderada por Jones Huala está asentada en la estancia Leleque, en un sector considerado como tierras ancestrales de los mapuches, comunidad indígena a la que la Constitución Nacional le reconoce "preexistencia" respecto del Estado nacional.

No obstante, la titularidad de esas tierras fue adquirida por el magnate textil italiano Luciano Benetton en la compra de la Compañía de Tierras del Sud, que comprende decenas de miles de hectáreas que atraviesan las provincias de Río Negro, Chubut y Santa Cruz, y la empresa pidió a la Justicia el desalojo de la comunidad.

Por este conflicto, Jones Huala está imputado en la justicia provincial por usurpación y abigeato, mientras que el juez federal Otranto resolvió el año pasado la nulidad de un pedido de extradición a Chile por una causa penal en la que fueron absueltos otros tres acusados y sólo la machi (sabia mapuche) Millaray Huichalaf fue condenada como encubridora, en decisión dividida, a una pena que la mantuvo dos meses en prisión.

Noticias relacionadas