Foto Asociación Argentina de Productores Porcinos
Foto Asociación Argentina de Productores Porcinos

Infonews lo remarcó el día que Mike Pence llegó a Buenos Aires y el Gobierno alteró la vida de todos los porteños para que el enviado de Donald Trump pudiera hacer lobby con la decena de empresarios que trajo desde su país. Pasaron apenas horas de esa escena y la acción acaba de confirmarse en Washington: por primera vez en 25 años Argentina vuelve a importar carne de cerdo.

El pacto se selló tras la reunión que el vicepresidente Mike Pence mantuvo en Buenos Aires Mauricio Macri esta semana. Sin embargo, el tema ya se había tratado cuando el presidente argentino se reunió con Donald Trump en la Casa Blanca en abril.

"El anuncio de hoy es una gran ganancia para los productores estadounidenses de cerdo y prueba que el presidente Trump está logrando resultados reales para los granjeros y ganaderos de Estados Unidos", indicó Pence en un comunicado.

Estados Unidos es el mayor exportador de carne de cerdo del mundo. Argentina había bloqueado las importaciones de carne porcina de Estados Unidos desde 1992. A partir del acuerdo, Argentina importará  carne de cerdo y productos porcinos frescos, refrigerados y congelados.

El ministro de Agricultura, Ricardo Buryaile, y el secretario de Comercio, Miguel Braun, confirmaron que el acuerdo para la importación de carne de cerdo estadounidense forma "parte de una negociación general" del comercio bilateral. El gobierno de Macri aspira a conseguir el ingreso de carne vacuna y otros productos como los limones al mercado norteamericano pero la administración de Donald Trump lo mantiene frenado.

Al respecto del acuerdo, crece la preocupación de los productores de carne de cerdo argentinos. El presidente de la Asociación Argentina de Productores de Porcinos, Juan Uccelli, advirtió que la importación de carne de cerdo aumentó entre un 5 y un 10 por ciento en los últimos años y el mercado interno está abastecido. "Esto hará bajar el precio que se paga al productor", alertó. Argentina ya importa carne porcina de Brasil y Dinamarca, entre otros países.  

En tanto, el director ejecutivo de la Cámara de la Industria y el Comercio de Carnes y Derivados (CICCRA), Miguel Schiaritti, advirtió que los porcinos de Estados Unidos padecen el síndrome respiratorio y reproductivo porcino (PRSS), más conocido como el "síndrome de pie azul", y un contagio podría causar pérdidas ecónomicas y productivas.