No es la primera vez que le pasa. Alguna vez se cruzó con Miguel Angel Pichetto por una diferencia en torno al reglamento de la Cámara Alta. La presidenta provisional del Senado, Gabriela Michetti volvió a vivir un momento de tensión con legisladores en plena sesión, y para colmo fue con dos aliados, Angel Rozas y Juan Carlos Marino, ambos senadores radicales aliados de Cambiemos.

Michetti contra todos

La situación estalló cuando la Vicepresidenta les negó a ambos la posibilidad de plantear cuestiones de privilegio ante afirmaciones de senadores del peronismo que los dejaban mal parados.

Marino, el primero en recibir el rechazo de la envalentonada titular de la Cámara, intentó imponer su postura pero terminó "agradeciendo" no sin ironía la actitud de la Vice. En tanto, Angel Rozas no se guardó su disgusto y la acusó de sentirse "la dueña del Senado".

El error de Gabriela Michetti fue claramente de concepto, ya que negó las intervenciones por entender que eran meras respuestas. Hasta el momento, nunca una titular de la Cámara había negado a un legislador expresarse a través de una cuestión de privilegio.