Los kiosqueros salieron a criticar las subas propuestas en las alícuotas de los impuestos de vinos, gaseosas y cigarrillos, ya que su sector "viene en caída libre".

Facebook de Union Kiosqueros de la Republica Argentina
Facebook de Union Kiosqueros de la Republica Argentina



“No podemos competir con los grandes hipermercados y esto nos lleva a un precipicio”
, dijo a Radio Provincia el presidente de la Unión de Kiosqueros de la República Argentina, Adrián Palacios. “No tenemos la capacidad de trasladar a otros productos como los hipermercados, que los pueden hacer con ferretería o electrónica", argumentó.

"La propuesta del Gobierno prevé subas en las alícuotas de los impuestos internos, en total son 13 ítems de los cuales seis afectan directamente al kiosco, lo que nos perjudica porque impactará directamente en la suba de los precios", declaró.

Además, indicó que el sector fue ya "perjudicado por el aumento de luz, gas, alquiler, nafta y transporte" y que "desde el año pasado venimos con pérdidas porque los dueños cierran al no poder afrontar los aumentos de alquileres y para mantener empleados".

"Lo que no queremos es llegar a perder empleados porque es difícil la capacitación, la confianza y lo primero que se hace es echar empleados y luego cerrar el local; nos terminamos trasladando a un garaje o a la ventana de una casa", concluyó.