Ocho prefectos fueron detenidos en el marco de una investigación por el asesinato de un joven de 26 años, que apareció muerto a tiros adentro de su camioneta en Parque de los Patricios.



"Se asustó porque no llevaba los papeles del auto y los prefectos le dispararon a 10 metros del lugar. Lo mataron como a un perro, a sangre fría", denunció a C5N Jorge, papá de Cristofer "Bocha" Rego.

La víctima murió el pasado domingo durante la madrugada en esquina de Ancaste y Monteagudo. La Policía de la Ciudad lo encontró dentro la camioneta, que estaba chocada contra un auto por lo que pensaron que había fallecido por el choque, pero después notaron que el cuerpo y la camioneta tenían impactos de balas.

El hecho parecía sin solución hasta que el fiscal Daniel Pablosky hizo revisar las cámaras de seguridad de la zona y descubrió que efectivos de la Prefectura Naval estaban involucrados. En el registro se puede ver a prefectos que se acercan a la camioneta, comprueban que Rego está muerto, levantan las vainas y se escapan.

Pablosky estima que uno de los efectivos fue el que disparó y el resto de los detenidos lo encubrió.