Encontraron asesinada a Sheila a metros de la casa de una tía
Encontraron asesinada a Sheila a metros de la casa de una tía
El resultado de la búsqueda fue tan malo como se podía sospechar. Sheila Alejandra Ayala, de 10 años, quien estaba desaparecida desde el domingo último, fue encontrada asesinada y escondida entre dos paredes a metros de su casa de San Miguel, en la provincia de Buenos Aires.

Los dos arrestados son la hermana del papá de Sheila, Leonela, y su pareja, Fabián, quienes confesaron la autoría del crimen. El cuerpo de la nena estaba guardado en nuna bolsa de residuos donde los vecinos suelen arrojar los desperdicios.

Los investigadores buscan determinar si antes del hecho fatal la niña fue violada.

La policía llegó hasta el lugar donde estaba escondido el cuerpo sin vida gracias a los perros rastreadores, que marcaron uno de los muros de la construcción, que tiene doble fondo entre paredes.

"Es un final triste. Tenemos un cuerpo pequeño, no tenemos la identidad y la Policía Científica está trabajando en el lugar. Seguiremos investigando hasta encontrar a los culpables", dijo en un primer momento el comisario Jorge Figini, quien agregó que "el cuerpo estaba en un predio contiguo al lugar donde estaban viviendo, que es un sector que ha sido tomado por más de 50 familias. Estaba en un costado, en un lugar muy pequeño, mezclado con la basura y adentro de una bolsa".

Tras conocerse la noticia, vecinos del lugar se congregaron frente a la vivienda del horror y arrojaron piedras y botellas contra el lugar, situación que terminó con represión a cargo de la Policía, que disparó balas de goma contra los manifestantes. También hubo detenidos por esos hechos.