El presidente Mauricio Macri envió un fuerte mensaje de ajuste a los trabajadores de Aerolíneas Argentinas al reclamar que la línea de bandera funcione "sin pedirle plata al Estado”. La declaración ocurre en de una medida de fuerza de los trabajadores para reclamo por la cláusula gatillo.

Foto Macri avión
Foto Macri avión



"Pido que Aerolíneas vuele sin pedirle plata al Estado", declaró e la inauguración de un hotel en pilar. "Por primera vez no se pagó el 8% contemplado por la cláusula gatillo negociada en la última paritaria y los trabajadores decidieron llamar a asamblea y a una retención de tareas", informó Pablo Biró, titular de APLA.

"No es justo que los que no usan aviones tengan que pagar para que Aerolíneas funcione. Le pido a los gremios que se sienten con las autoridades", dijo Macri en medio de la medida de fuerza que se aplicó desde las 7 en aeropuertos de todo el país y que generó la reprogramación de unos 60 velos.

La medida de fuerza la llevaron adelante los pilotos de UALA,  personal de tierra que pertenece a la Asociación del Personal Aeronáutico (APA), los técnicos de APTA y la Unión del Personal Superior (UPSA).

El viernes 2, la semana pasada, hubo una medida similar del sexto gremio que agrupa a trabajadores de la empresa, la Asociación de Aeronavegantes (AAA).

En un comunicado, Aerolíneas Argentinas informó que se vio obligada a cancelar sus operaciones: "La empresa lamenta el impacto de estas medidas de fuerza en sus servicios, que generó que unos 7.000 pasajeros se vieran ya afectados. En la medida que las asambleas se extiendan, los vuelos cancelados o demorados podrían ser más aún".