Patolandia: ahora Bullrich quiere que los organizadores del paro paguen el operativo
Patolandia: ahora Bullrich quiere que los organizadores del paro paguen el operativo
La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, pareciera desconocer el artículo 14 bis de la Constitución Nacional, el derecho a huelga, y a la vez desentenderse de cuál es el rol de las fuerzas de seguridad en una sociedad democrática.
 
Los sindicados disidentes y enfrentados al gobierno nacional llevaron a cabo un paro con movilización en el centro porteño como punto central de las medidas de fuerza. El rol del Ministerio de Seguridad de la Nación debiera ser el de brindar el suficiente marco necesario como para que la protesta se llevase a cabo en los cánones normales y democráticos.
 
Sin embargo, la ministra no tuvo mejor idea que exigirle a los organizadores del paro a se hagan cargo de los gastos extraordinarios que generó el operativo de seguridad, valuado en unos 23 millones de pesos.
 
El descabellado pedido fue judicializado a través de un escrito que presentó ante el Juzgado Criminal y Correccional Federal N° 2.
 
"Que los organizadores paguen los gastos extraordinarios -unos 23 millones de pesos- que generó el inmenso operativo de seguridad que se debió coordinar entre las fuerzas federales -Policía Federal, Gendarmería Nacional, Policía Aeroportuaria y Prefectura Naval- y la Policía de la Ciudad", dice el comunicado oficial que emitió el ministerio de Seguridad.
 
Esta supuesta suma responde a que "los hechos violentos comenzaron a registrarse a partir de ayer, con la quema de varios colectivos, por lo que el operativo que había sido planificado en primera instancia debió ser reforzado para evitar incidentes el día de hoy y garantizar la seguridad de los ciudadanos que viajaron a sus lugares de trabajo", detallaron desde Seguridad.
 
El desglose de los 23 millones de pesos, corresponderían 18 millones para los 6.000 efectivos de las fuerzas federales, y los 5 millones restantes fueron desembolsados por parte del Ministerio de Justicia y Seguridad de la Ciudad de Buenos Aires, para garantizar el despliegue de 1.700 efectivos.