La directora del Colegio Mariano Acosta, Raquel Papalardo, señaló que el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires se reunió con directivos de las muchas escuelas tomadas en la Capital, a quienes les distribuyó un protocolo según el cual deben denunciarse las tomas de los establecimientos ante la comisaría correspondiente en cada caso.

En diálogo con el programa "Mañana es  hoy", de Roberto Caballero, por Radio Nacional, la académica subrayó que el paper distribuido "no tiene membrete ni está firmado por nadie".

“Eramos muchas escuelas, casi todas tomadas", relató Papalardo, que puntualizó que la recomendación del PRO es "dar cuenta del hecho a las direcciones de área y concurrir a la comisaría más cercana a efectos de denunciar la situación de toma, los ilícitos que se estarían configurando" por "usurpación e ingreso o permanencia de personas contra la voluntad del titular".

Asimismo, la profesora destacó que en la reunión "no estaba Esteban Bullrich" y que en su lugar se encontraba "la subsecretaria, Ana Ravaglia".

"El gobierno de la Ciudad no se hace cargo y tiene que hacerse cargo el directivo", disparó.

En otro orden, Papalardo destacó que de las resoluciones que modifican el sistema estructural de la educación porteña los directivos y docentes se enteraron "hace veinte días, cuando la resolución habla de que todo lo que conlleve a una modificación en los planes de estudios debería bajarse a las escuelas y ser discutidos por los docentes. Para eso teníamos de 2009 a 2012 porque se van a ejecutar en 2013", afirmó.